Nacionales

Tiempo de Cuaresma, ideal para modificar hábitos alimenticios

Debido al aumento de la ingesta de pescados y mariscos, que son alimentos ricos en vitaminas, calcio y minerales

El periodo de Cuaresma debe ser aprovechado por la población para revisar y modificar sus hábitos alimenticios, dado que aumenta la ingesta de pescados y mariscos, que son alimentos ricos en vitaminas, calcio y minerales.

Al señalar lo anterior, la jefa de Nutrición y Dietética en el Hospital General de Zona (HGZ) Numero 15 del IMSS Reynosa, Ivonne Gómez Torres, se pronunció a favor de un régimen alimenticio que incluya frutas, verduras, leguminosas y proteína animal.

Mencionó que el período de la Cuaresma, que inicia hoy para los católicos con el Miércoles de Ceniza, es una oportunidad para la revisión de hábitos alimenticios, cuidado de salud y peso corporal.

Explicó que las personas en edad productiva de entre los 20 y 59 años de edad, deben consumir un promedio de mil 500 y mil 800 kilocalorías al día, con excepción de las mujeres embarazadas y aquellas personas que realizan actividad física de manera sistemática.

Dijo que para lograr dicho objetivo, se debe privilegiar un régimen alimenticio que contenga por lo menos tres raciones de frutas y tres de verduras, añadir una porción de leguminosas, como lentejas, garbanzos, habas o frijoles, así como tres porciones de proteína animal.

Gómez Torres resaltó que en el periodo de Cuaresma se privilegia el consumo de pescado, “es un buen momento para iniciar un régimen alimenticio saludable y que al mismo tiempo permita obtener el peso adecuado para cada persona”.

La especialista advirtió que se deben tomar medidas de salubridad para la ingesta de pescados y mariscos, como “el olor, color y textura, conocer su procedencia, hasta el lavado y su adecuado cocimiento”.

El pescado, apuntó, se puede preparar de muchas maneras y combinarse con variados alimentos y su carne es más recomendable para la dieta, por sus propiedades nutritivas, fácil digestión y efecto protector del corazón.

La nutrióloga del IMSS preciso que la mayoría de los pescados son ricos en proteínas y su contenido de aminoácidos esenciales es igual al de la carne roja, con la particularidad de que es más digerible por tener menos tejidos conectivos.

“La proteína del pescado se aprovecha para el crecimiento y formación de las células de los tejidos, además, de que es rica en minerales”, dijo, al agregar que también los camarones son fuente de proteínas con casi nada de grasas, lo que se traduce en bajo contenido calórico y un elevado poder nutricional.

“Los camarones son fuente de vitamina B3, satisfacen la necesidad de vitamina B12, ofrecen buena calidad de calcio, potasio, fósforo y cobre, pero destacan más en selenio y yodo”, acotó.

Precisó que, además, los ostiones, superan a las carnes rojas en contenido de vitamina B12, contienen un poco de vitamina C y mucho hierro, tanto o más que un filete de ternera o cuatro huevos de gallina.

Enfatizó que un control adecuado en la alimentación, que incluya las porciones recomendadas al día, permitirá mantener el peso adecuado, un mejor control de las enfermedades crónico-degenerativas como diabetes, hipertensión arterial, artritis, colesterol elevado, obstrucción arterial en el corazón y cerebro, así como varices y hemorroides.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40