Cultura

Compartir

Porrúa, una empresa de 116 años de tradición y vanguardia

Han pasado 116 años desde que Porrúa abrió sus puertas en el corazón de la Ciudad de México

Han pasado 116 años desde quePorrúa abrió sus puertas en el corazón de la Ciudad de México, y desde entonces sus estantes han albergando las palabras de escritores de la talla de Alfonso Reyes o Salvador Novo.

Sin embargo, en este tiempo la librería ha logrado el balance entre la tradición y la vanguardia, combinando el trabajo editorial, como en la colección “Sepan Cuantos”, y dar el paso al mundo digital con la plataforma Orbile.

Al entrar a la esquina de República de Argentina y Justo Sierra, en el Centro Histórico de la Ciudad de México, es imposible escapar de aquel perfume que los años dan a la tinta y al papel, del crepitar del piso y los ecos que rebotan en las paredes del edificio donde en 1910 los hermanos Porrúa iniciaron sus primeros trabajos editoriales y librería, la cual suma en la actualidad 75 unidades en el país y prevé abrir cinco sucursales más los próximos meses.

En entrevista con Notimex, la gerente Comercial de la compañía, Georgina Abud, cuenta que fue el artista Saturnino Herrán quien en 1914 creó el “caballero águila” que hasta la fecha es el sello de la editorial, símbolo de calidad y prestigio que dio origen cincuenta años más tarde a la colección “Sepan Cuantos”.

Y es que fue en 1959 cuando Felipe Teixidor dirigió el proyecto con el objetivo de ofrecer los clásicos de la litera universal a un amplio grupo de lectores e impulsar la divulgación cultural, incorporando prólogos de autores como Jorge Luis Borges, Milan Kundera o Alfonso Reyes a las obras, las cuales hoy en día suman 743 títulos.

Abud señala que Porrua es símbolo de tradición y vanguardia, que están muy conscientes y alertas de cuáles son las necesidades de los mexicanos, ya que de nada sirve que vayan a un rumbo al que no están yendo los lectores; razón por la que el año pasado lanzaron la plataforma de libros digitales Orbile, junto con Gandhi y Kobo.

“No se trata sólo de mantener a nuestros lectores, sino de crear, no es competir con otras librerías, tuvimos una alianza con Gandhi y con Kobo, para lanzar una plataforma que se llama Orbile, que alberga millones de libros digitales, que son un 30 por ciento más baratos que los libros impresos”, afirmó.

En este sentido, la gerente comercial de Porrúa comenta que han visto que el público mexicano sigue teniendo un arraigo al libro impreso, a las hojas y a la pasta, pero los lectores más arraigados o empedernidos empiezan a convivir y a mezclar sus lecturas impresas con las digitales, sobre todo a la hora de viajar.

Pero el objetivo de Porrúa va más allá de vender libros, ya que también ha emprendido proyectos para impulsar la lectura en México, como las librerías itinerantes, con el objetivo de acercar los libros a más personas.

“Los índices de lectura siempre son un tema de controversia, nosotros tenemos 116 años de vivir de esto y realmente estamos convencidos de que México lee, el tema es acercar los libros a la gente. Si se ve el número de librerías y bibliotecas que hay en el país por habitante, es mínimo, comparando con países de primer mundo”.

Abud explica que el proyecto de Librería Itinerante consiste en montar en plazas públicas una librería de primer nivel durante 10 días, donde las personas aprovechen sus paseos dominicales y compren un libro.

Este programa empezó en Toluca y lo han llevado a cabo en Huixquilican, Texcoco, el Parque México, Iztapalapa y si bien logísticamente es muy costoso ir más lejos, la idea es recorrer las principales plazas públicas del país

Además, comenta que también invitan a empresas a que les compren vales por un libro, donde por cada 100 pesos que pongan las compañías, Porrúa pone esa misma cantidad, para regalar un vale a niños de escasos recursos y lo puedan canjear en Librería Itinerante por el libro que quieran disfrutar.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40