Cultura

Compartir

Daniel Aspuruconquista con su piano al público en Fonoteca Nacional

El repertorio estuvo conformado por “Gnossiennes” (1, 2 y 3), del compositor Erik Satie

Con un estilo que orbita entre jazz, música de Europa del Este, Medio Oriente y tintes románticos, el pianista mexicano Daniel Aspuru(1978), cautivó anoche al público que asistitó a la Sala Murray Schafer de la Fonoteca Nacional, ubicada en el sur de esta capital.El fundador del grupo El Gabinete y miembro del Nine Rain, no solo sedujo a un auditorio lleno, sino que lo hipnotizó con sonoridades y melodías suaves que fueron gratamente recibidas.

Tras aparecer en el pequeño escenario ataviado con pantalón negro y camisa gris para saludar para agradecer la presencia del público, se sentó en su piano y de inmediato las melodías resonaron en el recinto.

El repertorio estuvo conformado por “Gnossiennes” (1, 2 y 3), del compositor Erik Satie; “Ishmael”, del musulmán Abdullah Ibrahim; “Solar”, de Miles Davis, así como una serie de improvisaciones con las que conquistó a propios y extraños.

El joven músico no solo tocaba su instrumento, jugabas con él y lo disfrutaba, siempre con gestos agradables y sonrisas.

Aspuro propuso un concierto ritual y su público se perdió en el tiempo, por espacio de hora y media, melodías, ritmos y acordes llevaron al escucha a un viaje, tanto interno como externo, que provocó imágenes y sentimientos diversos.

Desde los primeros minutos los asistentes entraron en una especie de transe, nadie se movía.

Sin partitura, el pianista, productor musical, ingeniero de sonido, diseñador de electrónica y autor de software, tuvo el control total de la noche con improvisaciones libres y extractos de repertorios clásicos y jazzísticos.

Al finalizar, Daniel Aspuru, quien también toca la batería, la tabla, los saxofones y el clarinete bajo, agradeció a la Fonoteca Nacional por permitirle compartir su música en una velada que dejó a todos un buen sabor de boca.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40