Cultura

Compartir

Los Niños Cantores de Tepotzotlán se ganaron los aplausos del público en el Munal

Con música sacra y un par de oratorios, el Coro de Madrigalistas de Bellas Arte y el de Niños Cantores de Tepotzotlán se ganaron el reconocimiento y los aplausos del público

Con música sacra y un par de oratorios, el Coro de Madrigalistas de Bellas Arte y el de Niños Cantores de Tepotzotlán se ganaron el reconocimiento y los aplausos del público reunido en elMuseo Nacional de Arte (Munal), en esta capital.

Como parte de la temporada de conciertos 2016, la agrupación fundada en 1938 por Luis Sandi unió su virtuosismo al talento de 30 pequeños de entre 5 y 15 años, quienes con gran entusiasmo deleitaron a cerca de 100 personas que arribaron al Salón de Recepciones de ese espacio museístico.

Bajo la dirección huésped de Ernesto García Velasco, el recital arrancó con los Madrigalistas, quienes con un gran timbre vocal interpretaron “Ave Maris Stella Eg. 150” de Edward Grieg (1843-1907); seguida de “Ave María num. 17”, de Heitor Villalobos (1887-1959) y “Santus-Benedictus”, de Josep Vila (1966), esta última, una alabanza que corresponde a las palabras que los ángeles tributaban a Dios en Isaías 6:3.

Minutos después aparecieron los pequeños ataviados con pantalón negro y camisetas en color verde turquesa para arrancar su presentación con la obra barroca “Gaudet Chorus Celestium”, de Benedetto Marcello, una pieza en la que una de las coristas iniciaron el canto de manera virtuosa, seguidas del resto de sus compañeros.

Continuaron con “Nigra Sum”, de Pablo Casals, inspirada en el Cantar de los Cantares, y el góspel “Go Where I Send Thee”, con arreglos de Paul Caldwell y Sean Ivory.

En la segunda parte, ambos coristas unieron su gargantas para interpretar y cerrar su participación con “Mass of the Children”, del compositor inglés John Rutter, una pieza que se caracteriza por contener una serie de poemas en inglés y dividido en cinco movimientos musicales: Kyrie, Gloria, Sanctus y Benedictus, Cordero de Dios y Finale (Dona nobis pacem).

“Mass of the Children” se realizó por primera vez el 13 de febrero de 2003 en el Carnegie Hall de Nueva York.

Luego de 60 minutos, los cerca de 50 coristas, acompañados por la música de piano, fueron despedidos entre aplausos.

El Coro de Niños Cantores de Tepotzotlán tiene 17 años ininterrumpidos de trayectoria. Sin embargo, en el Museo Nacional del Virreinato se tienen registros que indican que desde el siglo XVII existió un coro de niños cantores en Tepotzotlán, el cual era invitado a presentarse en la Catedral Metropolitana y en otros templos del Centro Histórico de la Ciudad de México. Es por eso que en 1999 se decidió rescatar esta tradición.

El ensamble se refundó en 1999 a iniciativa de la Sociedad de Amigos del Museo Nacional del Virreinato, con el propósito de continuar con la tradición musical que generaron los sacerdotes jesuitas en la época virreinal.

Se ha presentado en las salas más importantes de la Ciudad de México, así como en Durango, Monclova, Torreón, Saltillo y La Habana, Cuba. En 2011 y 2012 participó en la puesta en escena de la ópera infantil Brundibár de Hans Krása, en Zamora, Morelia y la Ciudad de México.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40