Cultura

Compartir

Alice Basso rinde tributo a la literatura con thriller policiaco

Promociona en México "El inesperado plan de la escritora sin nombre"

La escritora italiana Alice Basso (1979) rinde homenaje al mundo de los libros y el poder de la literatura a través de su novela “El inesperado plan de la escritora sin nombre”, un claro “crossover” de ficción con gran atractivo para lectores que buscan voces nuevas y narrativas contundentes.

La protagonista de la historia es “Silvana”, una mujer con aire extravagante, ácido sentido del humor, ligero odio al resto de los mortales y con uno de los empleos más excéntricos: ser “ghostwriter” en una editorial.

En este thriller policiaco, el jefe de Silvana le exige tener una cita con Riccardo, un joven autor en plena crisis creativa; a partir de ese momento la vida de la protagonista sufre un inesperado giro, pues surge entre ellos una sintonía especial y una historia donde nada puede darse por sentado.

Un hecho insólito vuelve a trastocar sus vidas: una autora de la editorial desaparece misteriosamente y la policía sospecha que se trata de un secuestro. Un singular comisario italiano convertirá a Silvana en una pieza clave para resolver el caso, ya que la necesitará para entrar en la mente del secuestrador.

“Es un libro que habla de libros, se ambienta en una editorial y tiene como protagonista a alguien que escribe pero tiene un papel más bajo de la casa editora.

“Como casualidad, es un personaje al que le toca investigar ciertos acontecimientos, pero sirve también como pretexto para hablar y rendir homenaje al género literario policiaco”, dijo la autora a Notimex.

Es, agregó la autora, una “ghostwriter”, una escritora fantasma que se caracteriza por entrar en la cabeza de otra persona, es decir, aprende a expresarse como la hace la otra persona, a pensar como la otra.

De acuerdo con la joven autora que canta y compone canciones para una banda de rock acústico, la historia surge a raíz del ambiente editorial donde labora desde hace una década.

“No soy una escritora fantasma, soy redactora y editora, pero estoy familiarizada con los ghostwriters. En este ambiente observas cosas graciosas, canciones típicas, cosas que dan risa, es ambiente que no todos conocen bien, es estimulante; y tras diez años, tenía muchas ganas de escribir algo que pudiera plasmar el ámbito editorial”, expresó.

Basso, quien toca el saxofón, le gusta dibujar, cocina muy mal y es terrible para los deportes, sostuvo que la novela está impregnada de citas literarias y tiene un poco de los libros que le han gustado.

Al igual que ella, la protagonista de este texto es una joven que escucha música y asiste a lugares donde de baja categoría, porque son los de mejor ambiente. En “El inesperado plan de la escritora sin nombre”, el lector más allá del suspenso o el miedo, se queda con diversión, sonrisas, carcajadas y se encariña con el personaje, concluyó.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40