Cultura

Compartir

Esculturas clásicas y mesoamericanas dialogan a través del color

La muestra incluye 118 esculturas, 66 de la Antigüedad clásica y 52 mesoamericanas, entre originales y reconstrucciones policromadas

Ofrecer al público la percepción de los colores que hace miles de años adornaron la escultura de la Antigüedad clásica y la de Mesoamérica es el objetivo de la exposición "El color de los Dioses", que será inaugurada mañana en el Museo del Palacio de Bellas Artes.

La muestra incluye 118 esculturas, 66 de la Antigüedad clásica y 52 mesoamericanas, entre originales y reconstrucciones policromadas, y sumerge al espectador en un pasado muy lejano que le permite, por primera vez, observar las expresiones artísticas de ambas culturas como fueron concebidas al momento de su creación.

María Cristina García Cepeda, directora del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), aseguró que, dividida en cuatro apartados, la exhibición busca que las personas descubran, gracias al trabajo tecnológico, la forma como estas dos grandes civilizaciones dialogaron con el arte por medio del color.

La funcionaria recordó que México es la primera sede en América Latina de "El color de los Dioses", donde se podrá observar un contraste entre la estética prehispánica, adecuada por especialistas mexicanos, y la clásica, fruto del trabajo del arqueólogo alemán Vinzenz Brinkmann.

El conjunto de piezas proviene de seis colecciones nacionales e internacionales, entre ellas: el Liebieghaus Sculpture Collection de Frankfurt am Main, museos pertenecientes al INAH, como el Museo Nacional de Antropología, el Museo del Templo Mayor y el Museo Nacional del Virreinato, además del Museo de Antropología de Xalapa.

Por su parte, el embajador de Alemania en este país, Viktor Elbling, destacó el aporte que la exposición tendrá en sus visitantes, "ya que descubre ante nuestros ojos occidentales, acostumbrados a ver sin color estas obras, lo deslumbrante que eran estas esculturas".

En el marco del recorrido por la exhibición, el arqueólogo mexicano Leonardo López Luján destacó que el color es un elemento fundamental de la cultura mexicana, por lo que la exhibición, además de permitir un encuentro entre arte y ciencia, ofrece un diálogo entre dos grandes culturas.

Por su parte, el especialista Julio Adrián Pérez recordó que el color fue de los principales puntos de confluencia entre estas dos civilizaciones, ya que articuló el significado de las esculturas, aunque de manera diferente, pues "mientras en Mesoamérica estuvo más enfocado a la parte religiosa, en la antigüedad tuvo un significado más inmediato, más tangible".

"El color de los Dioses", que forma parte de las actividades del Año Dual México-Alemania, estará abierta al público hasta el 8 de enero de 2017.

El INBA informó además que en el marco de esta muestra se presentará un programa de actividades paralelas conformado por charlas y ponencias con especialistas, cuentacuentos y visitas guiadas.

De manera adicional, el Museo del Palacio de Bellas Artes realizó diversos recursos mediáticos como videos, que muestran los procesos de análisis para definir el color de las esculturas, y las “ventanas al tiempo”, interactivos digitales que exponen la degradación del color en las piezas.

Y como ya es habitual para el Museo del Palacio de Bellas Artes presentará la lista de reproducción musical elaborada en colaboración con Spotify y Porter (banda de rock experimental mexicana), para que el usuario pueda disfrutar esta experiencia.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40