Entretenimiento

Compartir

Margarita hechiza con cumbia sinfónica en el Metropólitan México

Margarita "La Diosa de la Cumbia", triunfó con su concierto Sinfónico

Margarita "La Diosa de la Cumbia", triunfó con su concierto Sinfónico la noche de este jueves en el Teatro Metropólitan, en un recital a beneficio de personas con problemas auditivos a los que se les donaron mil 300 dispositivos. Con las notas de los violines de la Sinfónica de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla apareció la cantante con un elegante vestido carmesí y lentejuela, mientras el público seguía el ritmo con sus palmas, los músicos, acostumbrados a ejecutar música clásica, disfrutaron el género y siguieron el ritmo con sus pies con el tema "Yo me llamo cumbia".

"Soy colombiana, pero en mi cabeza hay un sombrero charro", dijo a su público, a quien agradeció su presencia, así como a Dios por darle un día más para respirar: "La cosa es que a la Diosa le gustan las cosas suavecitas", para luego cantar "Que bonita es la vida", acompañada de un coro de dos hombres y una mujer.

El director de la sinfónica salió de su rigidez formal y bailó con "La Diosa", mientras el público disfrutaba de la voz y el ritmo de Margarita, quien destacó que "es un placer y no tienen idea, acaban de aportar mil 300 aparatos auditivos, para que igual numero de personas empiecen a escuchar".

"Recuerdos de Cumbia", fue la letra que abrió la memoria de la cantante para evocar los tiempos en que se inventó este ritmo de fiesta para los que hoy gozan de la cumbia y en especial con el potente timbre de su voz acompañada de trompetas, violines, cellos, contrabajos, saxofones, oboes, flautines y un arpa.

Margarita invitó al respetable que se dio cita en el Teatro Metropólitan, para que la siguieran con el rítmico tema de "Mi bombón" y ligarse con "Juepaje", "Corazón partió" y "Así como lo oyes", para luego saludar a sus invitados especiales, su hija y hermanas que viajaron desde Colombia, para aplaudirle.

Como toda una madre protectora, Margarita presentó una vez más a su hijo Jonathan y lo invitó a interpretar “Colegiala", una fusión de cumbia con sonidos urbanos, que ya había interpretado al lado de la agrupación de rap mexicana Caló. Gesto materno que arrancó el aplauso del público.

"La Diosa de la Cumbia" no dejó espacio al silencio y se ligó una tras otra con sus melodías al cantar "Amnesia", "Te di todo", "La vida es un carnaval", "Que nadie sepa mi sufrir", "La tristeza no es para mí", "El negro africano" y "Mi cucú", todas coreadas de principio a fin por el respetable.

Margarita cerró su recital con “No te puedo querer", "Cuando acaba el placer", "Que bello", "La pollera colorá" y "Oye", con las que la gente se paró a bailar, pero durante el recital los elementos de seguridad, impidieron que el público convirtiera los pasillos del Metropólitan en una pista de baile.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40