Entretenimiento

Compartir

Ofelia Medina invita a vivir en “Mamá por siempre”

Una invitación a vivir es la que Ofelia Medina hace a través de “Mamá por siempre”, obra en la que este domingo debutó al lado del primer actor Manuel Ojeda.

Una invitación a vivir es la que Ofelia Medina hace a través de “Mamá por siempre”, obra en la que este domingo debutó al lado del primer actor Manuel Ojeda.

El público ovacionó de pie el trabajo en escena que se apoya de una escenografía sencilla, poca utilería e iluminación significativa que define las transiciones del tiempo.

En la historia escrita por Michael Tremblay, bajo la dirección de Manuel González Gil, la actriz interpreta a “Ana”, una mujer amante de la lectura y que a través de seis escenas que definen el paso de los años, impulsa a su hijo a realizar sus sueños.

Son situaciones que tienen que ver con la infancia, la pubertad, la vocación, la responsabilidad, el juego, la alegría de vivir y la tristeza de las despedidas.

“Estoy muy contenta porque me gusta mucho este personaje. Además, hay una gran retroalimentación con el público; los oímos reír, llorar, pero también sus silencios que son parte de la magia del teatro”, comentó Ofelia Medina a la prensa, al concluir la función especial.

Durante 90 minutos, en el escenario del teatro Wilberto Cantón, los actores sostienen un diálogo conmovedor, amoroso, profundo y entretenido, desde que “Miguel” (Manuel Ojeda) tiene 11 años hasta la etapa adulta.

“No es madre e hijo, son padres e hijos. Es esa relación y esa sabiduría que se tiene de manera instintiva, a veces mal, pero se trata de hacer que los hijos reaccionen, que sean lo que son y se atrevan a vivir. Esa es la moraleja final: que seas lo que seas, pero vívelo, hazlo, no te escondas detrás de una sabanita”, subrayó.

Admitió que debido a la relación que tiene con su madre de 92 años y con sus hijos, en la vida real se identifica con varios aspectos que ocurre en la historia.

“No es una obra pretenciosa ni intelectual, es una obra humana y común que habla acerca de cosas de la vida diaria. Toca aspectos tan profundos como el dolor de ver que un hijo no es el mismo”, señaló.

“Mamá por siempre”, que produce Sergio Gabriel, también abunda en el tema gay, situado en los años 60 cuando no se asimilaba como un derecho.

“Antes costaba más trabajo ver que todos somos iguales y diferentes, pero finalmente esta mujer lavadora y planchadora lo logra entender, lo cual es muy bonito porque estar en contra (de las preferencias sexuales) es un atraso existencial porque la homosexualidad es tan vieja como la humanidad”.

Consideró que la mente que no está abierta es porque está llena de odio, pues cree que en los momentos difíciles por los que atraviesa la humanidad “es cuando tenemos que amarnos, unirnos y organizarnos o nos va a llevar la chifosca”.

En “Mamá por siempre”, que ya rebasa las 100 funciones, Ofelia Medina alternará su personaje con el de Laura Flores.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40