Mundo

Compartir

OEA descarta interés en expulsar a Venezuela

Luis Almagro, descartó que tenga algún interés en expulsar a Venezuela del organismo hemisférico

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA),Luis Almagro, descartó que tenga algún interés en expulsar a Venezuela del organismo hemisférico.“Nadie quiere expulsar a Venezuela de la OEA”, aseguró al diario colombiano El Tiempo el secretario de la OEA, en la víspera de la reunión del Consejo Permanente del máximo foro político continental.

Explicó que “la invocación de la Carta Democrática establece un proceso, en el cual la suspensión es naturalmente el último paso. Nadie desea llegar a ese desenlace”.

“Por el contrario -agregó- buscamos soluciones a partir de ese proceso. Nadie quiere la suspensión de Venezuela. Nadie puede querer llegar a ello. Queremos soluciones y ese espíritu nos anima a dar impulso al procedimiento del artículo 20”.

Este artículo de la Carta Democrática “es muy claro. Primero hay que determinar que existe una alteración del orden democrático y luego realizar gestiones diplomáticas y buenos oficios. Si esas acciones se estancan o la situación empeora, se convoca a la Asamblea General, que a su vez puede ordenar nuevas gestiones diplomáticas”.

“La suspensión de un país está contemplada en el artículo 21 y es para casos de “ruptura del orden constitucional. No estamos en eso ahora”, reiteró Almagro.

La realidad indica que en Venezuela “todavía no hay diálogo. La mejor forma de estructurar el diálogo es por el artículo 20 de la Carta Democrática, porque ello impone la obligación de lograr resultados concretos. Dialogar no es sentarse a hablar. Es atender los problemas reales con la perspectiva de alcanzar soluciones concretas”.

“Propusimos -dijo- que a los esfuerzos de diálogo ya iniciados, se unan los de la OEA, con un grupo de expresidentes que se sumen a las gestiones y que les den las seguridades del caso a todas las partes. Así se podrán encontrar salidas para descomprimir la actual situación”.

Recordó que “esto tiene que ver con poner una fecha para el 2016 al referéndum revocatorio (a fin de determinar si el presidente Nicolás Maduro termina o concluye anticipadamente su mandato), la libertad de los presos políticos, abrir canales internacionales de asistencia humanitaria y el respeto del estado de derecho”.

“Para que el diálogo sea serio, se debe cuidar la integración balanceada del mismo, los contenidos que debe tener y los plazos para ver resultados. Sin nada de eso, es muy difícil mover la iniciativa hacia adelante”, enfatizó Almagro.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40