Mundo

Compartir

Hospital da de alta a jornalero mexicano accidentado en Canadá

Los mexicanos fueron atropellados por una mujer de 76 años cuando se trasladaban en bicicleta por el acotamiento de una carretera en Flamborough, en Hamilton, provincia de Ontario.

El trabajador mexicano Jesús Sánchez Feliciano fue dado de alta en el Hospital General de Hamilton y trasladado a la granja donde trabaja, donde seguirá sus terapias de rehabilitación tras haber sido atropellado el 31 de julio pasado.

En tanto, el grupo canadiense Migrant Matter anunció que realizará el 21 de agosto un servicio religioso por la memoria de Andrés Domínguez, quien falleció a causa del mismo accidente en que Sánchez Feliciano resultó lesionado.

En declaraciones a Notimex, la organizadora del servicio religioso, Terry Hubbard, comentó que recolectó 20 mil 430 dólares, donados por 334 personas, que serán repartidos a las esposas de ambos jornaleros.

Los mexicanos fueron atropellados por una mujer de 76 años cuando se trasladaban en bicicleta por el acotamiento de una carretera en Flamborough, en Hamilton, provincia de Ontario.

En ese lugar, cientos de jornaleros laboran en granjas, como parte del Programa de Trabajadores Agrícolas Temporales México-Canadá (PTAT).

Andrés murió en el acto, mientras que Jesús fue trasladado inconsciente al hospital con fracturas de cuello y costillas.

El jornalero herido fue dado de alta y trasladado a la granja de flores Connon Nurseries AVK Nursery Holdings, donde trabaja, y donde seguirá recuperándose, acompañado por su hija, quien vino a ayudarlo.

“Los jornaleros trabajan muy duro y hacen muchos sacrificios para venir a Canadá. Ellos son parte de nuestra comunidad, pues aquí pasan la mayor parte del año”, señaló Hubbard.

Explicó que desde hace ocho años los canadienses del grupo Migrant Matter, que opera con el apoyo de iglesias, patrones y habitantes de Hamilton, organizan actividades en favor de los trabajadores agrícolas.

“Una vez al mes les brindamos una cena, también organizamos viajes a las cataratas del Niágara para que las conozcan. En octubre los llevaremos al partido de futbol del Toronto FC”, comentó.

Agregó que también les han dado capacitación en primeros auxilios y conocimiento del inglés básico, así como acceso a clínicas de salud, a pesar de que los jornaleros, al ser parte de un programa bilateral, tienen acceso a los servicios médicos públicos.

Hubbard añadió que a pesar de no hablar español, trata de ayudar a los jornaleros en lo que puede junto con los empleadores. “Tenemos buenos granjeros en esta área”, abundó.

El empleador John Mantel, de la granja de flores donde labora Sánchez Feliciano, dijo que a pesar de que los trabajadores están asegurados, su empresa aportará dinero de inmediato para trasladar a las esposas de los accidentados.

En entrevista previa, Mantel había anunciado la visita del hijo de Domínguez, y que él y su madre podrán estar en la granja mientras se realizan los trámites de repatriación del cadáver.

El próximo 21 de agosto, el pastor mexicano José Ramírez presidirá un servicio religioso en la Iglesia Bautista de Flamborough en memoria de Domínguez.

“Después de la misa queremos hacer una especie de recepción para la que estoy coordinando la ayuda de la comunidad para dar café y galletas”, añadió Hubbard, quien el año pasado ayudó a Domínguez tramitar su licencia de conducir, y también conoce a Jesús.

Sánchez Feliciano labora en la misma granja de flores desde hace 11 años, mientras que Andrés llevaba cinco temporadas, y en la misma empresa laboran otros ocho mexicanos.

“Los trabajadores temporales son buenos hombres, son amigos, los veo frecuentemente, trabajan duro y se sacrifican mucho, por eso los apoyamos”, indicó Hubbard.

Dijo que la viuda aún no llega a Canadá y que quizá no sea pertinente conocerla, pues “es una situación muy dolorosa y quizá ella quiera privacidad. La hija de Andrés me mandó un correo electrónico agradeciendo la colecta que realicé por ellos”.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40