Mundo

Compartir

Antonio Guterres, virtual secretario general de la ONU

Surgió en la política con la Revolución de los Claveles, nombre dado al levantamiento militar del 25 de abril de 1974, que provocó la caída de la dictadura, que dominaba Portugal

Antonio Guterres nació en Lisboa, el 30 de abril de 1949. Hijo de Virgilio Dias Guterres y de Ilda Candida dos Reis Oliveira. Cursó ingeniería física y electrónica en el Instituto Superior Técnico.

Era a mediados de los años 70, y este ingeniero de formación compaginaba la enseñanza universitaria con la organización del Partido Socialista, fundado en 1973. Avanzó en diferentes cargos políticos hasta convertirse en secretario general del partido en 1992.

Ese año fue elegido presidente del Partido Socialista y líder de la oposición contra el gobierno de Aníbal Cavaco Silva, y se alzó como primer ministro tras las elecciones de 1995. Fue también nombrado vicepresidente de la Internacional Socialista en septiembre de ese mismo año.

Tras la victoria del Partido Socialista en las elecciones de 1995, Guterres fue invitado a formar gobierno. Fue reelegido en 1999 y desde enero hasta julio del 2000 ocupó la Presidencia del Consejo Europeo. A finales del 2001, tras el resultado desastroso del Partido Socialista en las elecciones locales, Guterres renunció y terminó su gobierno. Las elecciones de 2002 las ganó el Partido Social Demócrata de José Manuel Durão Barroso, expresidente de la Comisión Europea.

Tras un paso por el mundo corporativo como asesor del Consejo de Administración de la Caixa Geral de Depósitos, banco público portugués, el 15 de junio de 2005, Antonio Manuel de Oliveira Guterres fue nombrado Alto Comisario de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), cargo en el que se desempeñó hasta el 15 de diciembre de 2015.

En Acnur, Guterres ejecutó una reforma profunda del organismo para reducir los gastos administrativos y dedicar más fondos al apoyo a refugiados. Eso lo hizo emerger como figura clave durante la crisis de refugiados propiciada por la guerra en Siria, un cargo que finalmente fue su trampolín hacia la secretaría general de la ONU.

En esa década se manifestaron algunas de las peores crisis de refugiados de la historia, incluyendo Siria, Afganistán e Irak.

Guterres, de 66 años, se ha convertido en el virtual sucesor de Ban Ki-Moon luego de conseguir la aprobación de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU (China, Estados Unidos, Francia, Reino Unido y Rusia).

La persona seleccionada asumirá el 1 de enero, cuando el actual secretario general se retire del cargo, y estará en el puesto por cinco años, con posibilidad de una única reelección.

Mucho se habló de quién iba a ser elegido como secretario general de la ONU tras 10 años de liderazgo del surcoreano Ban Ki-Moon. Y se dijo que iba a ser una mujer preferiblemente de Europa oriental, algo inédito en la historia del organismo.

Samantha Power, representante de Estados Unidos ante la ONU, dijo que el proceso de votación inicial fue "notablemente" incontrovertible". Al final, hubo sólo un candidato cuya experiencia, visión y versatilidad a lo largo de una variedad de áreas demostró ser convincente", dijo Power sobre Guterres.

“António Guterres es un candidato excepcional”, señaló el embajador británico Matthew Rycroft, quien había propuesto inicialmente que el cargo recayera en una mujer. Ban Ki-moon también dijo que había llegado el momento para se produjera un cambio de género al frente del organismo. Pero nadie en el Consejo de Seguridad cuestionaba que Guterres era el candidato natural por su trayectoria y reputación.

El objetivo era dar con la persona que tuviera el liderazgo necesario para dirigir la institución más relevante en la escena internacional, que le dé el poder y la autoridad moral necesarias a la ONU en un momento en el que se enfrenta a grandes retos como el cambio climático, la ola de refugiados por conflictos como el de Siria o el avance hacia la erradicación de la pobreza.

En su reunión del miércoles 5 de octubre, el Consejo de Seguridad de la ONU recomendó oficialmente a la Asamblea General el nombramiento del ex primer ministro de Portugal António Guterres al cargo de Secretario General de la Organización.

Tras una sesión a puerta cerrada en la que el órgano de seguridad celebró la votación formal para seleccionar al candidato que recomendaría, Vitaly Churkin, embajador de Rusia, presidente en turno del Consejo, informó que fue una decisión tomada por aclamación y leyó el comunicado a la Asamblea.

“El Consejo de Seguridad recomienda a la Asamblea General que António Guterres sea nombrado Secretario General de las Naciones Unidas para el periodo del 1 de enero de 2017 al 31 de diciembre de 2021”, dijo Churkin. “Es el claro favorito”, agregó.

En un intercambio con la prensa, el diplomático ruso consideró que el proceso de selección fue justo y señaló que si bien se alentó la postulación de mujeres al puesto, los miembros del Consejo de Seguridad, y en general los Estados miembros de la ONU, estuvieron de acuerdo en que había que optar por el mejor candidato.

“Y el mejor candidato resultó ser António Guterres”, recalcó.

Por otra parte, señaló que la unidad del Consejo para la selección muestra que Guterres encontrará un apoyo firme del órgano de seguridad y de todos los miembros de Naciones Unidas durante los próximos cinco años.

Según el proceso de selección de Secretario General de la ONU, la Asamblea General recibirá ahora la recomendación del Consejo para ser ratificada en una reunión plenaria que podría realizarse la próxima semana.

Guterres, como señaló en su intervención, va a buscar como secretario general potenciar el papel del organismo a la hora de prevenir las crisis, para no tener que dedicar tanto tiempo y recursos a gestionarlas. “Esa debe ser la prioridad en todo lo que hagamos”, reiteró, lo que obligará a un profundo cambio de cultura.

“Las causas de las guerras, la pobreza, la desigualdad, la violación de los derechos humanos y la degradación medioambiental están cada vez más ligadas”, indicó.

El secretario general de la ONU no puede hacer todo esto solo. Por eso Guterres dijo entonces que “los gobiernos deben ejercer su liderazgo para coordinar estrategias, visiones y movilizar la diplomacia para afrontar retos colectivos”.

Los miembros del Consejo de Seguridad han visto en Antonio Guterres una persona con la capacidad para llegar a movilizar coaliciones y dotar al organismo de las herramientas que necesita para afrontar los restos a los que se enfrenta la humanidad, tanto en los países más avanzados como en los más rezagados.

Guterres asegura que ejercerá su mandato con humildad, “sin dar lecciones a nadie. Seré un facilitador”.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40