Mundo

Compartir

Reina Máxima de Holanda promueve inclusión financiera en Argentina

La soberana mantuvo una reunión privada con Macri en la residencia oficial de Olivos

La Reina Máxima de Holanda se reunió hoy con el presidente de Argentina, Mauricio Macri, para promover programas de inclusión financiera en un país en el que el 50 por ciento de la población no tiene acceso a una cuenta bancaria.

La soberana mantuvo una reunión privada con Macri en la residencia oficial de Olivos, en una jornada en la que concluyó su gira de dos días por su país natal, ya que ella nació en Buenos Aires en 1971.

Máxima Zorreguieta, quien nació en esta capital en 1971, vino en su calidad de Asesora Especial de la Organización de Naciones Unidas para Promover la Financiación Inclusiva para el Desarrollo.

En una rueda de prensa posterior al encuentro con el presidente, y acompañada por la vicepresidenta Gabriela Michetti, la Reina recordó que esta es la tercera vez que viene a Argentina para promover este proyecto.

Ahora, dijo, tuvo la oportunidad de dialogar tanto con funcionarios como con miembros del sector privado que se comprometieron a poner en marcha las acciones que se necesitan para incluir en los servicios financieros al mayor número de ciudadanos.

“Hemos hablado de las experiencias de otros países que he visitado y estudiado para ver cómo puede aprender Argentina, cómo hacer para que la implementación de estas políticas sea de forma eficaz”, dijo.

Por ejemplo, explicó, los países que elaboraron una estrategia nacional a partir de la creación de un Consejo de Coordinación han tenido mucho más éxito en la implementación de los proyectos financieros.

La Reina lamentó que la mitad de los argentinos no tenga acceso a una cuenta bancaria, tasa que impacta más en los sectores de bajos recursos.

Con respecto a los ahorros bancarizados, precisó, aquí representan apenas el 15 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), cuando el promedio de la región es del 41 por ciento.

Además, añadió que los créditos bancarios a las pequeñas y medianas empresas equivalen a sólo 3.0 por ciento del PIB, lo que implica que Argentina tiene el nivel más bajo de Sudamérica.

La Reina advirtió que estos indicadores deben cambiar para que se incluya a la gente en sistemas de pago operables y competitivos de manera que todos puedan hacer transferencias bancarias desde su teléfono celular.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40