Nacionales

Estudiante recibe premio por investigación de tumores infantiles

Un estudiante recibió por segundo año consecutivo el Premio Nacional Q.F.B. Santiago Maza, por su investigación de tumores en niños

Unestudiante de la Facultad de Ciencias Químicas e Ingeniería de la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), campus Tijuana, recibió por segundo año consecutivo el Premio Nacional Q.F.B. Santiago Maza, por su investigación de tumores en niños.

La Asociación Farmacéutica Mexicana otorgó el premio a Saúl Castañeda Hernández por su estudio en el tratamiento para combatir el hemangioma infantil, enfermedad que causa tumores vasculares benignos, frecuentes durante los primeros meses de vida.

El estudiante desarrolló un jarabe a base de propranolol, compuesto que se utiliza para contrarrestar sobre todo la hipertensión en pacientes adultos, el cual demostró su efectividad en la disminución y desaparición de este tipo de tumores.

A diferencia de las terapias conocidas que pueden tardar hasta 10 años para desaparecer el tumor, el tratamiento que desarrolló el estudiante debe emplearse por lo menos durante un año para que tenga los efectos deseados.

Castañeda Hernández trabaja desde hace cuatro años en el proyecto bajo la supervisión de su tutor José Luis Sánchez Palacio, además cuenta con la colaboración de la química Hermelinda de la Cruz y la doctora Esbeydy García.

Los hemangiomas pueden incapacitar algunos órganos o dañar la apariencia física del menor, pues determinados no se ven y se pueden presentar en el hígado, en el oído o en el ojo, detalló Sánchez Palacio en una entrevista con la Agencia Informativa del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

“Generalmente se usan corticosteroides para tratarlos, con efectos adversos muy intensos, o la cirugía. Y la otra opción es usar este tratamiento que proponemos; desafortunadamente en México no se le ha puesto la atención necesaria”, detalló el académico.

El proyecto se desarrolla en el Hospital Infantil de las Californias, en Tijuana, Baja California, donde a finales de 2014 se documentaron 31 casos de pacientes tratados con eficacia, acotado por algunos efectos secundarios leves.

“Se presentaron algunos casos de hipoglucemia leve e hipotensión, y estamos haciendo un análisis para revisar estos factores, así como para reducir el tiempo del tratamiento. Hay ciertas variables que se tienen que tomar en consideración, como la dosis, porque no hay guías establecidas para esos pacientes”, comentó Sánchez Palacio.

“Es muy importante desarrollarlas, porque utilizar una dosis adecuada para la población mexicana no es fácil si no tenemos guías, y es precisamente lo que estamos haciendo con estos estudios, determinar la dosis según el tamaño y localización del hemangioma”, agregó.

Los investigadores tomaron en cuenta la edad de los menores, el metabolismo y otros factores para generar una ecuación para dosificar el medicamento con mayor precisión, y se tomaron muestras sanguíneas para observar que sus niveles fueran adecuados.

En la actualidad cuentan con 80 datos de pacientes tratados con más de 90 por ciento de casos favorables, sin embargo, los casos sin resultados exitosos se debe a que en muchas ocasiones los padres no administran el medicamento en tiempo y cantidades correctas.

Los investigadores comentaron que Estados Unidos ya regula el uso del propranolol por medio de la comercialización de la solución francesa “Hemangiol”, la cual tiene un costo de 250 dólares mensuales, al tiempo los desarrolladores producen una dentro del hospital con un costo de 10 dólares al mes.

Los especialistas destacan que el bajo costo es gracias a la elaboración de formulaciones extemporáneas, las cuales son una opción accesible y económica para la sociedad debido a que se puede realizar con cierta facilidad.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40