Nacionales

Compartir

Personas con pérdida de audición requieren terapia del lenguaje

Las mamás se confunden porque creen que estimular en el lenguaje sólo es enseñar a repetir palabras

Personas con pérdida de audición requieren terapia del lenguaje, alertó la fonoaudióloga adscrita al Hospital General Regional (HGR) No 180 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, Elizabeth González Flores.La especialista advirtió que la adecuada audición y el desarrollo del lenguaje van estrechamente ligados, toda vez que el individuo percibe el sonido a través del oído y también con el cuerpo mediante las vibraciones.

En relación con los niños, explicó que las mamás se confunden porque creen que estimular en el lenguaje sólo es enseñar a repetir palabras, pero se puede percibir el sonido de dos formas, una a través del oído y otra a través de vía ósea.

Abundó que “vamos a darle la pauta para orientarles a que pongan al bebé cerca de objetos que vibren, esto puede ser junto a una bocina, una lavadora o licuadora para que el niño empiece a captar que la vibración y el sonido se perciben de las dos maneras”.

La experta del Seguro Social afirmó que desde el nacimiento es posible detectar indicios de hipoacusia o sordera.

Gonzàlez Flores explicó que ello se refiere a la disminución del umbral auditivo, alteración que debe ser tratada de manera multidisciplinaria, en principio para llegar al diagnóstico y posteriormente con un manejo adecuado que incluya la intervención del fonoaudiólogo.

Señaló que en las primeras etapas del bebé se debe realizar un estudio para detectar si dan inicio conforme a lo esperado con el periodo del balbuceo y si el infante reacciona a estímulos auditivos dirigiendo la vista o con el movimiento de su cuerpo.

A partir de un examen realizado por el Audiólogo para determinar de qué manera percibe el sonido incluyendo a qué volumen, y en qué tonalidades (graves o agudas), y con ello se dará la pauta a los padres de familia para su manejo en casa, explicó.

La experta señaló que existen distintas enfermedades que pueden dar lugar a sordera, incluyendo síndromes, como el Asperger, en donde aparentemente el niño no comprende el lenguaje.

“Parece que no te escucha, es lo que se comenta, que es parte de una manifestación autista, pero hay que valorar hasta dónde no perciben los estímulos ambientales del sonido, y si hay alteración en las áreas de asociación cerebral, que permiten llegar el estímulo auditivo y lo transfieran en carga emocional para poder responder”, detalló.

Agregó que la audición deficiente puede propiciar cambios incluso en la tonalidad de la voz del afectado, quien en aras de escucharse comienza a “nasalizar” su voz para poder percibirla mediante la vibración que producen las cabinas de resonancia de la estructura ósea de la nariz.

Ante un diagnóstico de hipoacusia, destacó González Flores, se debe brindar orientación especializada a los padres de familia.

“Tenemos que trabajar con los papás psicológicamente, en segundos darles una guía especial para manejo del caso, los papás van a aprender a hablarle al niño”.

La experta concluyó que el ámbito familiar juega un papel importante en la rehabilitación del paciente debido a que “cuando hay más niños en casa se facilitan las cosas, porque hay ejemplos a seguir, si tenemos un hermano mayor nos ayudará a establecer patrones del lenguaje, tenemos que hacer simbiosis”.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40