Nacionales

Compartir

Ajolote, clave para que el ser humano pueda recuperar extremidades

Estudio con ajolotes revelaría misterio de regeneración de tejidos

Un grupo de científicos encabezados por el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) realizan un estudio en torno al genoma del ajolote, el cual puede reparar y reemplazar gran parte de sus tejidos, tras una amputación.

Los ajolotes presentan dicha capacidad de reparación no sólo durante su etapa joven, también en la adulta, pues mantienen sus características morfológicas larvarias conocidas como neotenia, indicó el coordinador de la investigación Luis Alfredo Cruz Ramírez.

En una entrevista con la Agencia Informativa del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Cruz Ramírez detalló que entre los vertebrados con mayor capacidad de regeneración celular y de tejidos están las salamandras Ambystoma mexicanum.

“La comprensión detallada del proceso de regeneración epimórfica requiere desentrañar y caracterizar las redes moleculares que determinan las transiciones celulares involucradas en dicho proceso”, expuso el especialista.

“Para estudiar y caracterizar los transcritos, codificantes o no, que son parte de las redes moleculares que definen la regeneración, es indispensable contar con la información genética global de los organismos modelo en cuestión”, agregó.

El investigador refirió que a través de la secuenciación de próxima generación, el proyecto obtiene y caracteriza los transcriptomas de RNA mensajeros y de RNA no codificantes, la cual producirá datos que beneficien investigaciones nacionales e internacionales.

“Ello servirá de plataforma para desentrañar las bases genéticas y moleculares, no solo de los procesos de desarrollo como la regeneración, la proliferación de células ‘malignas o la naturaleza de las células madre”, apuntó.

“También para estudios del género Ambystoma desde otras perspectivas, como la metamorfosis, fisiología, evolución, desarrollo y conservación”, puntualizó.

Los especialistas se encuentran en la etapa de minería de datos y construcción de hipótesis de trabajo, para luego caracterizar de forma funcional las redes moleculares envueltas en los distintos procesos de desarrollo.

El doctor en Ciencias en Bioquímica y Biología Molecular dijo que en un futuro dicho estudio puede ser la base de diferentes desarrollos biomédicos que permitan la maduración de órganos, así como la regeneración de órganos y extremidades en humanos.

La investigación se realiza en el Laboratorio Nacional de Genómica para la Biodiversidad (Langebio), en el Cinvestav del Instituto Politécnico Nacional (IPN), con la colaboración de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la Universidad Veracruzana (UV).

Además, participa la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ) y científicos de Suecia, Estados Unidos, Alemania, Holanda y Austria.

El proyecto internacional lleva por nombre “Ciencias ómicas aplicadas al estudio de procesos de desarrollo como regeneración, células madre y metamorfosis en especies endémicas de salamandras mexicanas del género Ambystoma, como Ambystoma mexicanum (axolotl) y Ambystoma velasci”.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40