El Foco

Compartir

Iglesia de San Pablo

Este templo fue renombrado San Pablo el Nuevo, debido a que los doscientos años de deterioro que cargaba obligaron a que fuera reconstruido

En esta ocasión Héctor de Mauleón y Ximena Urrutia se fueron acompañados del cronista de la Ciudad de México, Jesús Patlacalco, a la avenida San Pablo, esquina con Jesús María en el Centro de la Ciudad de México, para conocer la iglesia de San Pablo.

Fundado a un costado del cauce de la Acequia Mayor en 1576 por el agustino y autor de diversos escritos fray Alonso de la Veracruz, el templo mantuvo un estilo barroco hasta la segunda mitad del siglo XVIII.

Como la gran mayoría de los templos de la capital, fue transformado al estilo neoclásico por el arquitecto Antonio González Velázquez, como se muestra en su portada, las torres y la cúpula.

San Pablo mantuvo a sus espaldas un espacio abierto, el cual fue ocupado en 1788 por una magna plaza de toros de madera, cantería y manufactura de gran calidad que desafortunadamente debió ser reconstruida treinta y tres años después, luego de que la devorara el fuego.

Esta parroquia, cabecera de varias capillas hasta mediados del siglo XVIII, tenía la tarea de concentrar sus ministerios con los indígenas que residían en el sureste de la capital novohispana.

En sus alrededores habitaban las familias dedicadas a todo lo relacionado con el tráfico de canoas, por lo que su influencia se extendía por toda la Acequia Real que conducía más allá de Xochimilco.

No te pierdas “El Foco” este domingo a las 17:30 horas junto a Héctor de Mauleón y Ximena Urrutia, por la señal de Proyecto 40.


NOTAS RELACIONADAS

ÚLTIMOS

MÁS VISTOS

HOY EN

PROYECTO 40